Juan Martín El Empecinado

JUAN MARTIN EL EMPECINADO

Guerrillero
Nace en Castrillo de Duero (Valladolid) en 1775.
Vive retirado en Burgos y en abril de 1808 antes del levantamiento de Madsrid, ya lucha contra los franceses deteniendo correos y oponiéndose a las ideas napoleónicas.
Sus luchas de gerrillero junto con el Cura Merino las realiza principalmente por las provincias de Soria, Guadalajara y Cuenca. La Junta Central le nombró capitán con el fin de interceptar las comunicaciones francesas entre Madrid y Aragón.
El general Blake le autoriza a pasar a Aragón y a Valencia. Reconquista Calatayud y establece sitio a las plaza de Almunia y Daroca. Sus operaciones por Aragón se conocen como Campañas del Empecinado
Después de la batalla de Arapiles, somete a un cerco feroz a la guarnción francesa en Guadalajara. Entra con sus tropas en Madrid y en 1813 defiende la plaza de Alcalá de Henares. Tras la batalla de Vitoria es enviado a Tortosa.
Finalizada la contienda con los franceses y tras el golpe de estado de Riego en 1820 se posiciona en Valladolid y es nombrado gobernador militar de Zamora. Es contrario a los absolutistas y cuando este régimen se implanta nuevamente en 1823 se refugia en Portugal.
Meses despues regresa a España pero es tomado preso y condenado a muerte. Durante dos años permanece en prisión. El 19 de agosto de 1825 es conducido al cadalso para ser egecutado pero rompe las esposas e intenta fugarse. Es abatido a bayonetazos.
Muerto lo suben al cadalso y lo ahorcan ya cadaver.