GUERRA POR LA UNIFICACIÓN DE ITALIA
Periodo: Desde 1859 hasta 1870
Beligerantes: Austria contra Francia y el Piamonte
Causas: Unidad Italiana

Antecedentes:

Después de la época napoleónica Italia había quedado dividida en los estados de Piamonte, los Estados Pontificios y Nápoles.

Austria dominaba casi toda la península italiana ya que poseía el Milanesado y Venecia, es decir todo el norte de Italia.

La casa de Saboya que reinaba en el Piamonte, se identificó con las aspiraciones de los nacionalistas italianos. Durante el reinado de Víctor Manuel -II- (1861-1878) y con su primer ministro Camilo Cavour, consiguió de Napoleón -III- la realización de sus planes.

Víctor Manuel -II- tenía gran amistad con Napoleón -III-, que junto con Inglaterra tomaron parte en la guerra de Crimea, donde se planteó la unidad de Italia.

Esta unión se consiguió en cuatro etapas y una:

Guerra del Piamonte y Francia contra Austria..

Acontecimientos:

Aliadas Francia y el Piamonte declararon la guerra al imperio de Austria.

En 1859 los ejércitos aliados derrotaron a los austriacos en la batalla de Magenta (Italia), consiguiendo que los austriacos abandonasen la Lombardía.

El conflicto finalizó reconociendo Austria la posesión de Milán por el Piamonte, pero estos tuvieron que ceder a Napoleón -III- una parte de Saboya y Niza por el apoyo prestado.

Poco después, las tropas de Víctor Manuel -II- se apoderaban de los Estados de la Iglesia y la dinastía de los Borbones era destronada en Nápoles y en Sicilia mediante golpes de mano del guerrillero José Garibaldi que finalmente se unieron al Piamonte después de un plebiscito.

El reino del Piamonte continuó con los planes de unificación de Italia, por lo que el ducado de Toscana y otros pequeños estados de Italia central, se unieron a la causa de Víctor Manuel -II-.

En el año 1861 fue proclamado en la ciudad de Turín la formación del Reino de Italia.

En 1866 Italia apoyó a Prusia en el conflicto contra Austria, (Guerras por la Unificación de Alemania) y al firmarse los acuerdos para acabar con el conflicto cedieron la ciudad de Venecia al reino de Italia.

Las potencias europeas no deseaban que Roma, residencia del papado, fuese incorporada a Italia, pero los italianos tenían a Roma como su capital natural y aprovechando la derrota de Napoleón -III- contra los prusianos en la guerra de 1870 a 1871 (Guerras por la Unificación de Alemania), el rey Víctor Manuel entró en Roma con aclamaciones.

Indice

Página
de investigación
Histórica

Ir a Web principal